Todos los derechos reservados

EL VINO MEXICANO

Como representante de nuestro mosaico cultural, es una actividad que representa en mucho el México contemporáneo, de empuje, de apuesta. En Baja California esta actividad tiene un moméntum, único, casi caótico. Aunque su escala referenciada a la vitivinicultura mundial lo descontextualiza, es probablemente una de las regiones de mayor riqueza en su propuesta. Por sus actores, uvas, zonas y las múltiples interpretaciones que de este trinomio resultan. Hasta ahora, es el momento actual el que ha presentado por mucho la mayor dinámica enológica del Vino Mexicano. Sin duda, este movimiento requiere de la siguiente generación.